Blog> Las mejores farolas para jardines, piscinas y terrazas

Las mejores farolas para jardines, piscinas y terrazas

11 MAYO 2016

Cuando se acerca el buen tiempo las terrazas, patios y jardines se transforman en las estancias preferidas y más utilizadas de la casa, por eso es tan importante cuidar también su iluminación, porque suele ser por la noche cuando más se utilizan. Elegir las farolas jardín más adecuadas a cada uno de estos lugares es una cuestión importante para poder disfrutarlos de una manera cómoda.

Y no solo se trata de comodidad, también de decoración, ya que con la iluminación exterior se pueden realzar ambientes, destacar lugares o crear espacios. Las posibilidades son infinitas porque existen elementos de iluminación de muy diversos estilos y potencia.

Cómo elegir las farolas jardín adecuadas

No solo hay que tener en cuenta el estilo que se busca para el jardín o la terraza, antes de decidirse por un modelo u otro hay que analizar cuestiones importantes. Veamos cuáles son:

  1. Dimensiones del jardín: si el espacio es grande no habrá ningún problema en instalar farolas, es más, se puede jugar con ellas colocándolas en puntos estratégicos para destacar rincones o evitar puntos oscuros y funcionar así como elemento disuasorio para intrusos. Si el jardín o la terraza no es muy grande tal vez sea mejor elegir faroles de pared o techo.
  2. Cableado: es imprescindible que el cable vaya enterrado para evitar problemas de seguridad. Si no es así queda la posibilidad de elegir farolas solares. Hay modelos que alcanzan una buena autonomía.
  3. Otros elementos del recinto: antes de colocar las farolas o decidir su número hay que ver si en el jardín o la terraza hay estructuras que puedan suponer algún tipo de problema como: pérgolas, toldos o árboles.
  4. Materiales: las farolas pueden estar fabricadas en diferentes materiales, por ello hay que valorar aspectos como la humead, el viento o incluso el salitre antes de elegir. Las hay de acero inoxidable o aluminio, perfectas para zonas muy húmedas o de hierro, que resisten bien vientos fuertes, pero también hay farolas jardín baratas fabricadas en otro tipo de materiales como plásticos que dan buenos resultados.

La luz, aspecto fundamental en farolas de jardín

Si no se elige bien, es fácil que buena parte de la luz se desaproveche, un gasto inútil fácilmente evitable. Si lo que se quiere es aprovechar al máximo la luz porque, por ejemplo, se trata de una zona en la que se va a instalar mobiliario o es de paso, habrá que decantarse por farolas jardin precios bajos, pero que emita la luz hacia abajo.

En cambio, si lo que se busca es difuminar la luz y que esta alumbre un mayor espacio, habrá que elegir farolas jardín que emitan la luz de forma lateral, además de hacia el suelo.